El espíritu de otorgamiento entre nosotros

Estamos comprometidos en atacar el ocultamiento del Creador, partiendo de la idea de lo que nos dicen los cabalistas que ya lo alcanzaron, de que hay una fuerza única, está oculta y nosotros debemos revocar el ocultamiento con nuestros esfuerzos

La sabiduría de la Cabalá, nos dice cómo podemos revelar esta fuerza superior, qué debemos hacer para encontrarla y cómo entender las fases de nuestro descubrimiento del Creador. Esto sucede al salir de nosotros mismos, por encima de nuestras cualidades que nos separan, hacia la cualidad del Creador, que es uno para todos, un campo común.  

Por eso, nos reunimos aquí, para crear este campo común, esta red de conexiones, que existen, pero están ocultas para nosotros, debido al egoísmo que se nos impuso. Por eso, no sólo nos debemos anular, sino sobreponernos y utilizarlo en la dirección opuesta. Así, empezaremos a sentir su opuesto, la verdadera cualidad de este campo, de este espacio en el cual existimos. 

Así que, cuando pregunté a Rabash: “¿Qué deberíamos decir en una reunión de amigos?”, él comenzó con la frase: “Nos hemos reunido aquí, para establecer una sociedad para todos aquellos que desean seguir el camino y método de Baal HaSulam”. 

Técnicamente, no hay Creador. Seguimos el espíritu de otorgamiento mutuo. Cuando alcanzamos la cualidad de otorgamiento, sentimos que es la única cualidad que llena todo el mundo. Se nos creó opuestos a Él, para que nos convirtamos en seres creados, es decir, para que existamos fuera de esta creación, de modo que podamos sentirla desde afuera, externamente y la exploremos.  

En la medida de nuestra semejanza con esta cualidad de otorgamiento y amor, que se revela en nuestros esfuerzos, podemos ser moldeados a partir de dos propiedades opuestas: desde los atributos de desconexión y unificación, desde los atributos de odio y amor.

Estas dos cualidades recíprocas, nos mantendrán independientes del Creador, para que no nos disolvamos y desaparezcamos en Él. Por el contrario, podremos ser como Él, conectados y literalmente, fusionarnos con Él y al mismo tiempo, existiremos de forma independiente y separada, como seres creados. 

Este es un principio, el punto más elevado del desarrollo del hombre, cuando el hombre es llamado Adam, de la palabra “Edomeh – semejante al Creador”.
[291972]
Del Congreso internacional de Cabalá “Elevándonos por encima de nosotros mismos” 6/ene/22, “Nos acercarnos al Creador en nuestra red de conexiones”, lección 1

Material relacionado:
Entre ocultación y revelación
Elevarse por encima del ego
Otorgamiento espiritual

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.